Search Bible
Click for Help   Click for QuickNav   Click for Advanced Search Options
Search KJV
Your Bible Version is the KJV
Go to Top
Link to This Page Cite This Page
Share this page Follow the BLB
Printable Page
 
 
Left Contextbar EdgeLeft Contextbar Edge BackgroundRight Contextbar Edge2Prior BookPrior ChapterReturn to CommentariesReturn to Author BiographyNext ChapterNext BookRight Contextbar Edge2Right Contextbar Edge BackgroundRight Contextbar Edge1
The Blue Letter Bible
BLB Searches
Search the Bible
Search KJV
 [?]

Advanced Options

Other Searches

Multi-Verse Retrieval
x
Search KJV

Let's Connect
x
Daily Devotionals
x

Blue Letter Bible offers several daily devotional readings in order to help you refocus on Christ and the Gospel of His peace and righteousness.

Daily Bible Reading Plans
x

Recognizing the value of consistent reflection upon the Word of God in order to refocus one's mind and heart upon Christ and His Gospel of peace, we provide several reading plans designed to cover the entire Bible in a year.

One-Year Plans

Two-Year Plan

David Guzik :: 2 Corintios 13 – Examínense a si mismos

toggle collapse
Choose a new font size and typeface

2 Corintios 13 – Examínense a si mismos

A. Pablo advierte a los Corintios a que se examinen antes de que él vaya.

1. (2 Corintios 13:1-4) Pablo promete el ir, si es necesario, con severidad.


Ésta es la tercera vez que voy a vosotros. Por boca de dos o de tres testigos se decidirá todo asunto. He dicho antes, y ahora digo otra vez como si estuviera presente, y ahora ausente lo escribo a los que antes pecaron, y a todos los demás, que si voy otra vez, no seré indulgente; pues buscáis una prueba de que habla Cristo en mí, el cual no es débil para con vosotros, sino que es poderoso en vosotros. Porque aunque fue crucificado en debilidad, vive por el poder de Dios. Pues también nosotros somos débiles en él, pero viviremos con él por el poder de Dios para con vosotros.

a. Ésta es la tercera vez que voy a vosotros: En su primera visita a Corinto, Pablo fundó la iglesia y se quedó por un año y seis meses (Hechos 18:11). Su segunda visita fue corta, fue una visita dolorosa que se sitúa entre la escritura de 1 Corintios y 2 Corintios. Ahora él esta preparado para ir por una tercera vez.

b. Por boca de dos o de tres testigos se decidirá todo asunto: Pablo cita el pasaje de Deuteronomio 19:15, y lo cita en referencia a su siguiente visita. Los dos o tres testigos pueden ser las tres visitas de Pablo, o el testimonio de sus asociados. El punto de la cita es para recordarle a los Corintios Cristianos de que él viene esta vez como un juez, no como un investigador. Él ya tiene la evidencia suficiente para escribir, “que si voy otra vez, no seré indulgente.”

i. Esas son palabras fuertes: No seré indulgente. Sin embargo, la situación en medio de los Corintios Cristianos reclamaba un duro liderazgo. Un pastor Cristiano nunca debe de dejar que su autoridad se corrompa en autoritarismo, pero, “la rebelión en contra de un ministro nombrado es rebelión en contra del máximo poder el cual le dio el nombramiento.” (Hughes)

c. Pues buscáis una prueba de que habla Cristo en mí: Los oponentes de Pablo, los más grandes apóstoles en medio de los Corintios Cristianos (2 Corintios 11:5 y 12:11), decían que ellos querían ver más “poder” de parte de Pablo. Él parecía muy débil y humilde para su gusto. Así que Pablo se dirigió a esa forma de pensar: “Quieren ver la prueba de que habla Cristo en mí? Bien. Cuando vaya por tercera vez, verán también el poder de Dios en mi reprensión, mientras limpio la casa. Así que límpienla antes de que vuelva.”

i. Porque aunque fue crucificado en debilidad, vive por el poder de Dios. Pues también nosotros somos débiles en él, pero viviremos con él por el poder de Dios para con vosotros. De la misma manera que Jesús mostró debilidad, pero que ahora reina en poder, así Pablo vendrá con un poder similar después de mostrar a los Corintios Cristianos su debilidad.

ii. “Al parecer, en su inmadurez, los Corintios no estaban impresionados por la gentileza y mansedumbre a la manera de Cristo … pero se les imponía temor por las demostraciones arbitrarias de poder.” (Harris)

2. (2 Corintios 13:5-10) Un ruego para la auto examinación.


Examinaos a vosotros mismos si estáis en la fe; probaos a vosotros mismos. ¿O no os conocéis a vosotros mismos, que Jesucristo está en vosotros, a menos que estéis reprobados? Mas espero que conoceréis que nosotros no estamos reprobados. Y oramos a Dios que ninguna cosa mala hagáis; no para que nosotros aparezcamos aprobados, sino para que vosotros hagáis lo bueno, aunque nosotros seamos como reprobados. Porque nada podemos contra la verdad, sino por la verdad. Por lo cual nos gozamos de que seamos nosotros débiles, y que vosotros estéis fuertes; y aun oramos por vuestra perfección. Por esto os escribo estando ausente, para no usar de severidad cuando esté presente, conforme a la autoridad que el Señor me ha dado para edificación, y no para destrucción.

a. Examinaos a vosotros mismos si estáis en la fe; probaos a vosotros mismos. ¿O no os conocéis a vosotros mismos, que Jesucristo está en vosotros? Pablo le pide a los Corintios Cristianos que consideren una pregunta sobria: “¿En verdad soy un Cristiano?”

i. Estamos con la preocupación correcta de que cada creyente tiene la seguridad de la salvación, y que sabe como soportar los ataque que vienen a esa área por parte de Satanás. Al mismo tiempo, también entendemos que hay algunos que asumen o presumen que son Cristianos cuando no lo son. Esto es un reto para todos: Examinaos a vosotros mismos si estáis en la fe; probaos a vosotros mismos. ¿O no os conocéis a vosotros mismos, que Jesucristo está en vosotros?

ii. Muy a menudo estamos listos para examinar y probar a otros, pero primero – y siempre es primero – debemos de examinarnos y probarnos a nosotros mismos. “Ese era el problema en Corinto. Ellos criticaban a Pablo, y erraron en examinarse a ellos mismos.” (Redpath)

iii. “El examinarte a ti mismo, de hecho, es el someterte a la examinación escrutinio de Cristo Jesús, el Señor – y esto jamás es para poner la atención en el pecado, sino en Cristo – y el pedirle que revele aquello en lo cual contristas a Su Espíritu; el pedirle que te de gracia que pueda ser quitado y limpiado en Su preciosa sangre.” La examinación propia, “se lleva el escalofrío de tu alma, quita la dureza de tu corazón, desvanece las sombras de tu vida, libera al prisionero.” (Redpath)

iv. “Ahora, ‘pruébense a si mismos.’ No se quede solamente sentado solo en su armario, sino que salga al mundo de afanes y vea que tipo de piedad es la que tiene. Recuerde, mucho de la religión de un hombre Recuerde, mucha de la religión de un hombre que no pueda ser probada se someterá a examinación. Podríamos sentarnos en la casa y mirar a nuestra religión y decir, “Bueno, ¡creo que con esto lo lograré!'” (Spurgeon)

v. A menos que estéis reprobados: Pablo sabía que había algunos entre los Corintios Cristianos que estaban reprobados de la vida eterna y la salvación. Su modo de pensar era mundano porque ellos eran del mundo, no del Señor. Esta es una dura verdad por confrontar, pero es mejor el saber ahora que cuando sea demasiado tarde. La palabra para reprobados es simplemente lo negativo de la palabra examinaos en este mismo pasaje. Si nosotros no nos examinamos a nosotros mismos y nos examinamos ahora, podríamos hallar que al final no pasamos el examen, y que estamos reprobados.

b. ¿O no os conocéis a vosotros mismos, que Jesucristo está en vosotros? ¿Qué es lo que debemos de buscar cuando nos examinamos y probamos a nosotros mismos? Debemos de ver que Jesucristo está en vosotros. No debemos de buscar perfección – en nosotros o en otros – pero debemos de ver una evidencia real de Cristo Jesús en nosotros.

i. “Ahora, ¿qué es el tener a Cristo Jesús en ti? El verdadero Cristiano lleva la cruz en su corazón; y una cruz dentro del corazón, queridos amigos, es una de las más dulces curas para una cruz en la espalda. Si tienes una cruz en tu corazón – Cristo crucificado en ti, la esperanza de gloria – todas las cruces de las tribulaciones de este mundo parecerán ligeras para ti, y serás capaz, de una manera fácil, el sostenerlas. Cristo en el corazón significa el Cristo en el cual se cree, el Cristo amado, el Cristo en el cual esta puesto la confianza, es Cristo desposado, el Cristo con el cual se tiene comunión, el Cristo de nuestro pan diario, y a nosotros mismos, como el templo y el palacio donde Cristo Jesús anda diariamente.” (Spurgeon)

c. Mas espero que conoceréis que nosotros no estamos reprobados: Pablo anticipa una contra pregunta. “Pablo, pides que nos examinemos a nosotros mismo. Bien, ¿porqué no te examinas a ti mismo? ¡Puede ser que nunca hayas sido un Cristiano!” Pablo destituye esta pregunto de las manos. Es tan aparente que nosotros no estamos reprobados, ya que él simplemente confía que ellos reconocen la verdad de ellos.

i. Aún así, Pablo admitió, aunque nosotros seamos como reprobados. Si uno juzga a una vida Cristiana genuina por medio de los estándares del mundo (enfatizando el “poder” y el “éxito”), Pablo bien puede que sea como reprobado. Era por medio de estos estándares que los amigos de Job estaban convencidos de que sus dificultades eran el resultado del pecado en su vida. Sin embargo, uno únicamente podía decir eso al juzgar por medio de los estándares del mundo.

d. Porque nada podemos contra la verdad: Pablo, aún como un apóstol, no podíahacer nadacontra la verdad. Aún los apóstoles no estaban por encima de la verdad. Pablo sólo podía trabajar efectivamente por la verdad, no en contra la verdad.

i. “Este pasaje es de un interés especial mientras coloca los límites del poder eclesiástico, ya sea ordinario o milagroso … La promesa de nuestro Señor, que lo que la iglesia ata en la tierra será atado en el cielo, esta limitado por la condición de que sus decisiones deben ser acordes con la verdad.” (Hodge)

e. Por lo cual nos gozamos de que seamos nosotros débiles, y que vosotros estéis fuertes: Si la debilidad de Pablo podía contribuir para la fuerza de los Corintios Cristianos, él estaría gozoso. Su verdadera preocupación era de que los Corintios pudieran ser perfeccionados.

i. Por vuestra perfección es básicamente la misma idea que esta en 2 Corintios 12:19: y todo, muy amados, para vuestra edificación. Pablo quería edificar a los Corintios Cristianos, el completar su perfección. Ellos ya eran un cuerpo fuerte en dones espirituales y en testimonio personal (1 Corintios 1:4-7), pero su fuerza no estaba perfeccionada. Ellos no eran como un edificio que solamente tenía el cimiento y un poco de escombros. Ellos eran como un edificio construido alto y fuerte – esto por una pared y media, y el resto estaba sucumbiendo o apenas la empezaban a construir. Pablo quería que fuera completada la perfección.

f. Por esto os escribo estando ausente, para no usar de severidad cuando esté presente: Pablo prefería que los Corintios Cristianos limpiaran sus asuntos antes de que él les volviera a ver. Él quería utilizar su autoridad para edificación, no para destrucción.

B. Conclusión a la carta.

1. (2 Corintios 13:11) Exhortación final.


Por lo demás, hermanos, tened gozo, perfeccionaos, consolaos, sed de un mismo sentir, y vivid en paz; y el Dios de paz y de amor estará con vosotros.

a. Por lo demás, hermanos, tened gozo: Tened gozo se traduce en otras versiones como ‘Despedida’. Aún cuando Pablo ha sido severo con los Corintios Cristianos, todo estaba escrito con la finalidad de que ellos pudieran disfrutar del gozo de caminar en una relación correcta con Dios.

b. Perfeccionaos: En 2 Corintios 13:9, Pablo reveló que el oraba para que ellos pudieran ser perfeccionados. Ahora él les exhorta a que le ayuden a contestar su oración, al retarles que se perfeccionen.

i. Como Cristianos, no debiéramos de excusar y descuidar las áreas de nuestra vida al decir, “A mi simplemente no se me da eso” o “Ese es mi punto débil.” Ciertamente no podemos trabajar en todo a la vez delante del Señor, pero podemos tener un corazón para serperfeccionados.

c. Consolaos, sed de un mismo sentir, y vivid en paz: Al exhortar a los Corintios Cristianos que hagan estas cosas, Pablo prueba un punto importante. Estas cosas, parcialmente, esta en nuestro poder el poder hacerlas. Muy a menudo pensamos que el consuelo, o el ser de un mismo sentir, y el estar en paz con los demás depende de ellos. En parte, eso es cierto, pero también depende de nosotros. Debemos dejar que Dios se preocupe de la parte de ellos, y nosotros podemos preocuparnos de nuestra parte.

i. Cuesta algo de trabajo lo que Pablo dijo: Consolaos, sed de un mismo sentir, y vivid en paz; pero la recompensa vale la pena: el Dios de paz y de amor estará con vosotros. SI sientes que Dios no esta contigo, quizás es porque te estás resistiendo y rechazando Su llamado: Consolaos, sed de un mismo sentir, y vivid en paz.

2. (2 Corintios 13:12-14) Palabras finales.


Saludaos unos a otros con ósculo santo. Todos los santos os saludan. La gracia del Señor Jesucristo, el amor de Dios, y la comunión del Espíritu Santo sean con todos vosotros. Amén.

a. Saludaos unos a otros con ósculo santo: La idea de saludarse unos a otros con ósculo santo era común en esa cultura antigua. Nuestro equivalente cultural sería un apretón de manos, o un abrazo, y un saludo afectivo.

i. El hecho de que es un ósculo santo muestra que no tenía nada que ver con una afección romántica. Era practicada comúnmente como un saludo afectiva en la iglesia primitiva, pero no era común hacerla en el Viernes Santo, en recordatorio del ósculo de Judas, el cual traicionó a Jesús. En los tiempos posteriores, la práctica era tenida como inapropiada. En el año de 1250, en Inglaterra, el Arzobispo de York introdujo un “tablero de paz”, el cual se besaba primeramente por el clero, y se pasaba por toda la congregación.

ii. “El hecho de que el beso se describiera como santo, indica que el trasfondo erótico quedaba excluido, el beso era un saludo, una señal de paz y de agape Cristiano.” (Morgan)

iii. Hodge sabiamente relata la práctica en nuestra cultura moderna: “No es un mandamiento de obligación perpetua, ya que el espíritu del mandamiento es que los Cristianos se deben de expresar su amor mutuo en la manera que esta sancionada por la era y la comunidad en la que viven.”

b. La gracia del Señor Jesucristo, el amor de Dios, y la comunión del Espíritu Santo sean con todos vosotros. Este es el único lugar en el Nuevo Testamento donde el Padre, el Hijo, y el Espíritu Santo, son mencionados juntos en este tipo de bendición. Pablo quería que los Corintios Cristianos estuvieran completamente bendecidos por todo lo que Dios es.

i. En esencia, Pablo quería que ellos fueran bendecidos como verdaderos Cristianos. “Pues un Cristiano es aquel que busca y disfruta de la gracia del Señor Jesús, el amor de Dios, y la comunión con el Espíritu Santo.” (Hodge)

© 2016 David Guzik – No se permite la distribución más allá del uso personal sin autorización.

1 Corintios 1 – Jesús, la Sabiduría de Dios ← Prior Book
Gálatas 1 – Desafiando un evangelio diferente Next Book →
2 Corintios 12 – La Fuerza de la Gracia en la Debilidad ← Prior Chapter
Gálatas 1 – Desafiando un evangelio diferente Next Chapter →
CONTENT DISCLAIMER:

The Blue Letter Bible ministry and the BLB Institute hold to the historical, conservative Christian faith, which includes a firm belief in the inerrancy of Scripture. Since the text and audio content provided by BLB represent a range of evangelical traditions, all of the ideas and principles conveyed in the resource materials are not necessarily affirmed, in total, by this ministry.


Donate Contact

Blue Letter Bible study tools make reading, searching and studying the Bible easy and rewarding.

Hotjar - Unlimited insights from your web and mobile sites

Blue Letter Bible is a 501(c)(3) nonprofit organization